EL PINTALABIOS MARROQUÍ

El labial mágico. Alguien lo trajo por primera vez de un viaje a Marruecos y vimos que era maravilloso: no se secaba, mantenía la sensación de humedad en la piel sin ser demasiado graso y no perdía el color. Podías comer, beber, besar, fumar… y al día siguiente, cuando despertabas, su rosa intenso todavía estaba allí.

De hecho, el pintalabios era gracioso. Tenía un envoltorio verde con flores doradas, como de traje de Bollywood, que cobijaba un lápiz del mismo tono pero que pintaba rosa. Repito: verde manzana y pintaba rosa. Luego sacaron más colores como el naranja, azul, violeta y rojo entre otros.

p1

Pero en realidad,el cambio de color se debe a unos colorantes sintéticos,conocidos como bromoácidos. Para ello se utiliza una fórmula que es, básicamente, una dispersión de colorantes y pigmentos en una base que es una mezcla de aceites, grasas y ceras. También se le añaden perfume, antioxidantes y conservantes. Es cierto que estos colorantes varían su tono con cambios del pH, pero tendrían que ser muy bruscos, no con las variaciones del pH de la piel, que son muy leves.

Lo que ocurre es que en esta barra de labios verde, estos colorantes se encuentran en unas condiciones anhidras, de escasísima humedad, y así son incoloros. Cuando se aplica el pintalabios reaccionan con la humedad de la piel y del aire, y dan lugar a un color rosa o rojizo, que puede ser más o menos intenso en cada piel.

p2

Tras obtener el listado de ingredientes del pintalabios marroquí Hare a través de un distribuidor, apreciamos que su fórmula es la común y corriente de un pintalabios, mezcla de ceras y lanolina. Pero nos llevamos una sorpresa al comprobar que no contiene ni Henna ni aceite de argán.

Además, el pintalabios Hare lleva un conservante que no recomendamos para productos que están en contacto con la piel, el propilparaben.

La OCU (Organización de consumidores y usuarios) ha analizado el lápiz de labios de la marca “Hare” y ha descubierto que se vende sin el etiquetado apropiado para un cosmético, no lleva lista de ingredientes, ni fecha de duración o mínimo o plazo de uso una vez abierto. Tampoco figura el nombre y dirección del fabricante responsable, ni el contenido en gramos del envase, ni lleva un número de lote.

Aquí os dejo un vídeo con la demostración del cambio de color al usarlos.

Por lo tanto, ¿es tan mágico como dicen?, ¿Tienes tu alguno?, ¿Que piensas ahora?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s